BÁSQUETBOL

LeBron James acusado de hacer la vista gorda sobre la represión en China

En las críticas se recuerda que al alero de Los Angeles Lakers tiene importantes vinculaciones comerciales con el país asiático.

LeBron James hizo enojar a los ciudadanos de Hong Kong
LeBron James hizo enojar a los ciudadanos de Hong Kong. Foto: AFP

El astro del básquetbol LeBron James fue acusado de hacer la vista gorda sobre la represión en China, tras criticar al ejecutivo de los Houston Rockets por enojar al país asiático con un tuit "desinformado" en apoyo de los manifestantes pro-democracia de Hong Kong.

James dijo a los periodistas que el gerente general de los Rockets, Daryl Morey, "no estaba al tanto" de lo acontecido en Hong Kong y debería haber mantenido la boca cerrada.

"Muchas personas podrían haber sufrido daños, no solo financieros, sino también físicos, emocionales y espirituales. Así que tengamos cuidado con lo que tuiteamos, decimos y hacemos", declaró el alero de Los Angeles Lakers en su intento por alimentar un debate cargado que otras figuras de alto perfil de la NBA han evitado.

Sus comentarios fueron elogiados por usuarios chinos en las redes sociales, que han atacado a Morey por meterse en los asuntos internos del país, pero la reacción de los estadounidenses en Twitter fue rápida y dura.

"@KingJames - estás repitiendo la propaganda comunista. China tiene centros de tortura activos y lo sabes", denunció el senador republicano de Nebraska, Ben Sasse, en referencia al presunto encarcelamiento de hasta un millón de musulmanes uigures.

La virulenta reacción china contra los comentarios de Morey amenaza los lucrativos intereses de transmisión, comercialización y patrocinio de la NBA en el país asiático, donde cuenta legiones de seguidores.

Pero la NBA también está bajo presión de políticos y medios de comunicación estadounidenses que han instado a la liga a no ceder ante las críticas orientales.

Tras sus comentarios iniciales a los periodistas, James, que tiene un lucrativo acuerdo de patrocinio vitalicio con el gigante de ropa deportiva Nike, con grandes negocios en China, intentó aclarar su postura con un par de tuits posteriores.

"Permítanme aclarar la confusión. No creo que haya habido consideración alguna respecto a las consecuencias y ramificaciones del tuit (de Morey). No estoy discutiendo la sustancia. Otros pueden hablar sobre eso", escribió el jugador tras regresar de la gira anual de la NBA en China.

Los Lakers de James y los Brooklyn Nets se vieron envueltos en el torbellino al llegar a China la semana pasada para un par de juegos de exhibición de pretemporada después de que Morey tuiteara: "Lucha por la libertad. Apoya a Hong Kong".

Hong Kong, antigua colonia británica y ahora región china semiautónoma, se encuentra desde hace meses sacudida por manifestaciones de ciudadanos que acusan a Pekín de despojarla de sus libertades. Sin embargo, China retrata a los manifestantes como violentos separatistas y se enfurece ante cualquier interferencia extranjera en el asunto.

James se quejó en sus tuits posteriores, el martes, de que los comentarios de Morey depararon "una semana difícil" para los Lakers en China.
Los usuarios de Twitter contraatacaron al señalar con ironía que los manifestantes de Hong Kong y los uigures de China también estaban "teniendo una semana difícil".

Los patrocinadores chinos han cortado lazos con la NBA y las cadenas de televisión se negaron a emitir los dos juegos de exhibición en el país, lo que provocó acusaciones estadounidenses de que Pekín estaba utilizando el acceso a su vasto mercado como palanca para dictar el discurso en otros países.

Muchos en Estados Unidos, incluido el comisionado de la NBA Adam Silver y los principales políticos estadounidenses, han defendido el derecho de expresión de Morey, pero James dijo que ese derecho debe ejercerse con cuidado.

"Sí, tenemos libertad de expresión, pero también puede derivar en muchas cosas negativas", advirtió.

Varias figuras de la NBA que habitualmente comentan sobre cuestiones sociales, como el entrenador de los Golden State Warriors, Steve Kerr, y su guardia estrella Stephen Curry, fueron criticados por no posicionarse claramente sobre el tema.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)