BÁsquetBOL

Goes mostró sus dos caras

El “misionero” pasó de jugar muy mal a igualar a Malvín, ¿cuál es el real?

El eterno femenino de una imaginativa pintora
COLLAGE Goes

Fueron dos Goes totalmente distintos. El del segundo partido del playoffs de cuartos de final no se pareció en nada al del primero. El "misionero" dio la nota el martes y logró doblegar al equipo más duro de la Liga Uruguaya de Básquetbol: Malvín. Ahora están 1 a 1.

En el inicio de los cuartos, Malvín le había ganado a Goes con contundencia por 86 a 64. Lo dominó de principio a fin y lo goleó sin treguas. Parecía que el playoffs sería un trámite para el "playero".

Sin embargo, la noche del martes se volvieron a encontrar y las cosas cambiaron drásticamente. Goes mostró otra cara y logró algo fundamental: frenar el embate del campeón en base a una defensa trabajada y dura. El marcador final fue 67-62. Bajó el goleo y allí estuvo la clave del triunfo, según manifestó Alejandro Acosta, la figura del equipo "misionero" en diálogo con Ovación.

"Estamos contentos porque pudimos cambiar la imagen del primer partido, mejoramos en el tema defensivo, pudimos localizar las corridas de Malvín, bajamos el score y logramos ofensivas largas que nos permitieron alcanzar la victoria", analizó Acosta.

En la otra vereda, Malvín no funcionó como antes. Tuvo porcentajes bajos, por ejemplo de 27,6% en triples y 39% en dobles, y se vio sorprendido por el rival. A pesar de todo y fiel a su estilo, en los últimos instantes del juego puso a Goes contra las cuerdas y estuvo cerca de pasarlo, algo que finalmente no sucedió.

Acosta se destacó en cancha, a pesar de ingresar a jugar con 39°C de fiebre y llagas. "En el primer cuarto me sentí un poco ahogado, pero después los remedios que me dieron los médicos surtieron efecto", confesó el jugador, quien finalizó con 19 puntos, tres asistencias y cuatro rebotes.

"Me sentí muy cómodo porque todo el equipo funcionó bien. (Sebastián) Vázquez hizo un gran trabajo defensivo, Matías (De Gouveia) entró muy bien, Brian (García) pudo bloquear a Nicolás Mazzarino y los extranjeros realizaron un gran partido", afirmó.

De las cinco veces que se enfrentaron este año Goes y Malvín, el "misionero" venció tres y el "playero" dos, siendo de los pocos equipos que tuvo saldo favorable frente al club de la avenida Legrand.

Aún queda mucho y si hay algo que caracteriza a Malvín es su espíritu de lucha, además de tener un plantel de grandes figuras, expertas en definiciones. Eso en Goes lo saben. "Ganamos un partido que nos sirvió para convencernos que podemos, para creer en nosotros, pero solo es un partidos, falta mucho más", aseguró Acosta.

El tercer partido entre Goes y Malvín se disputará el próximo miércoles, una distancia de tiempo que puede llegar a ser contraproducente. Goes no se la va a ser fácil a Malvín y la serie, que se resuelve al mejor de cinco partidos, promete emoción.

Acosta: la figura

Alejandro Acosta se lució en el segundo partido frente a Malvín. Condujo el juego, fue el goleador con 19 puntos y acompañó en defensa. Ingresó a la cancha con 39°C de fiebre y se fue aclamado por los hinchas “misioneros”.

Cummingas: apareció

Un aspecto clave en la victoria de Goes fue el aporte decisivo de los jugadores extranjeros. El foráneo T.J. Cummings tuvo un gran protagonismo en el desarrollo del juego al finalizar con 18 puntos y bajar 10 rebotes.

García: un pilar

El trabajo de Brian García fue silencioso pero no por eso menos importante. El jugador se encargó de bloquear el juego de Nicolás Mazzarino, una de los jugadores más preponderantes de Malvín. En el trabajo defensivo estuvo una de las claves del triunfo.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)