LUB

La FUBB sigue trabajando en armar la burbuja para terminar la Liga Uruguaya

Se esperaba con ansiedad el anuncio de medidas del gobierno para ver cómo culminar, pero los anuncios no afectan para nada los planes de ir al interior.

Básquetbol
Se sigue pensando en que la naranja vaya al aire el 12 de enero.

Nada cambió para el básquetbol, al menos en el corto plazo, luego de los anuncios hechos anoche por el presidente de la república, Luis Lacalle Pou, sobre las nuevas medidas para combatir el COVID-19.

El objetivo de terminar la Liga Uruguaya de Básquetbol (LUB) en una burbuja sanitaria en el interior del país sigue en pie y, de hecho, se continúa con las gestiones y es intención de las autoridades del baloncesto cerrar en los próximos días los acuerdos para definir la o las sedes.

Así lo confirmó a Ovación el presidente de la FUBB, Ricardo Vairo, quien no obstante anunció que intentará tener un contacto por estas horas con las autoridades nacionales para sacarse algunas dudas que surgieron luego de los anuncios.

Como ya fue informado por Ovación, disputar los puntos restantes de las semifinales (Nacional le gana 1-0 a Aguada, en tanto Trouville y Urunday Universitario están 1-1) y la serie final al mejor de cinco en lugar de siete es el objetivo trazado para después del 12 de enero. Como las medidas dictadas anoche por el gobierno llegan hasta el 10 de enero, en nada afectan a la idea de la burbuja.

Sin embargo, quedó flotando la duda si los planteles podrán entrenar antes de esa fecha, porque se anunció la reapertura de los gimnasios para los usuarios con un 30% del aforo y por un tiempo máximo de una hora, pero no se aclaró si esto afectaba a los planteles de básquetbol.

Por lo tanto, se hará la consulta de si los equipos que están definiendo la LUB podrán retomar los entrenamientos luego de las festividades para estar en forma una vez que retorne la actividad sobre el 12 de enero.

handball

Se busca un lugar para que entrene la selección

Una de las principales preocupaciones que tiene Sebastián Bauzá, secretario de deportes, es la preparación del plantel masculino de handball que disputará el Mundial en Egipto entre el 13 y el 31 de enero. En estos momentos el representativo celeste no tiene dónde entrenar ante la prohibición de que se practiquen deportes bajo techo. Los anuncios de Lacalle Pou abrieron una puerta y según indicó Bauzá a Ovación anoche mismo, se está buscando un lugar especial, semicerrado y con buena circulación de aire, para que los deportistas puedan cumplir con su preparación. Uruguay, uno de los 24 clasificados al Mundial, quedó emparejado en el Grupo A, que compartirá con Alemania, Hungría y Cabo Verde. El debut será el 15 ante Alemania, el 17 enfrentará a Hungría y el 19 cerrará la fase de grupos contra Cabo Verde.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados