ELIMINATORIAS

Tan cerca como antes

Uruguay cayó con EE.UU., pero el partido sigue siendo el de Puerto Rico.

Foto: Leonardo Mainé
Foto: Leonardo Mainé

Una gran bronca. Eso fue lo que quedó en el Antel Arena por la derrota 78-70 sufrida por Uruguay a manos de Estados Unidos. Era un partido perdible, eso estaba claro, por más que la caída que habían sufrido los norteamericanos a manos de Argentina en la fecha anterior y el triunfo conseguido acá por los celestes ante Puerto Rico alimentaban el sueño.

Uruguay se repuso de un flojo comienzo como lo marcan los libros: primero endureció la defensa, estirándola para forzar pérdidas rivales e imponiéndose en los rebotes defensivos, algo que le había costado en el primer cuarto. A partir de allí comenzó a lastimar en ofensiva.

En base a triples y libres (el primer doble llegó a falta de 6’33’’ para terminar el segundo parcial), jugando alto-bajo -con Batista revirtiendo pelotas para los perimetrales o con incursiones de éstos a la zona pintada para sacar el balón hacia afuera cuando aparecían las marcas- y con un porcentaje altísimo de acierto desde larga distancia, el descanso largo encontró a los celestes en ventaja. Fue entonces que la ilusión se prendió del público que volvió a colmar el flamante estadio.

El local se dedicó a controlar el partido, siguió bajando el goleo rival, pero en determinados momentos abusó de la posesión y se comió el reloj de 24 o tuvo que lanzar mal parado. Así comenzó a perder eficacia y pese a haber logrado en el cuarto final ocho puntos de ventaja (64-56), no logró mantenerla.

La salida por razones técnicas de Hatila Passos y la cuarta falta de Esteban Batista le quitaron poder a la defensa y Estados Unidos creció. Los 10 puntos de Batista, 4 de Passos, 2 de Calfani y ninguno de Wachsmann reflejan lo que Uruguay dependió del tiro exterior. Cuando perdió eficacia, perdió el partido.

Las chances de llegar al Mundial igualmente están intactas, porque incluso una victoria sobre Estados Unidos poco habría cambiado. Sí habría aumentado la confianza del plantel, pero la situación sigue siendo la misma: hay que ganarle a Puerto Rico de visitante. Ese partido significa el boleto a China 2019.

Para ver las estadísticas, click aquí.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)