DAKAR

Sainz gana y pasa a liderar

Notable golpe de escena se ha producido en la séptima jornada del Rally Dakar, con el retraso de Stéphane Peterhansel, que perdió el liderazgo de la competencia por la rotura de la suspensión de la rueda trasera izquierda de su Peugeot.

Carlos Sainz en la etapa disputada en Bolivia. Foto: EFE
Carlos Sainz en la etapa disputada en Bolivia. Foto: EFE

Carlos Sainz ha ganado la etapa disputada entre La Paz y Uyuni, la primera disputada íntegramente en territorio boliviano.

Con esta victoria, la segunda consecutiva, el madrileño ha pasado a encabezar la clasificación general del rally con más de una hora de ventaja con respecto a su escolta, Nasser Al – Attiyah, de Toyota.

Ayer viernes fue el día de descanso del rally en la capital boliviana y al retomar la actividad hoy, los participantes se encontraron con una etapa durísima, complicada además por las intensas lluvias que cayeron en algunas zonas del recorrido.

Al comienzo, todo parecía ser favorable al líder de la general, el francés Peterhansel, que le sacaba casi tres minutos de ventaja a Sainz.

Pero en el kilómetro 186 de la prueba especial sobrevino la catástrofe para Peterhansel, con la rotura de la suspensión debida a un durísimo golpe. Allí prácticamente se esfumaron las esperanzas del piloto francés de lograr su décimo cuarta victoria en el Dakar. Tuvo que esperar que llegara su compañero de equipo Cyril Després para que lo ayudara a reparar. Al reiniciar la marcha, lo hizo con una demora de una hora y 45 minutos, lo cual ha hipotecado seriamente su chance de pugnar por la victoria final.

Sainz ganó la etapa, escoltado por Giniel de Villiers (Toyota) a 12,05 minutos. En tercer lugar arribó Nasser Al – Attiyah, a 14,19 minutos del ganador. El cuarto lugar quedó Jakub Przygonski (MINI), a 20,56 minutos y en la quinta posición llegó Martin Prokop (Ford) a 23,57 minutos de Sainz.

Con este resultado, el madrileño quedó como líder del rally, con una hora, 11 minutos y 29 segundos de ventaja sobre el catarí Al – Attiyah. Tercero se ubica el sudafricano Giniel de Villiers, a más de una hora y 20 minutos del piloto español.

De acuerdo al reglamento de la competencia, esta séptima etapa es considerada “maratón” o sea que los competidores no pueden recibir ayuda externa al finalizar la jornada y deben efectuar las reparaciones en sus vehículos ellos mismos. Esto incrementa más todavía los problemas de Peterhansel, complicando incluso su continuidad en el rally.

En motos, Joan Barreda fue el ganador de la etapa, seguido por Adrien Van Beveren a 2,51 minutos. Quien inició la etapa como líder de la general, el argentino Kevin Benavides arribó tercero a 8,02 minutos del ganador.

Van Beveren recuperó el liderazgo en la general con una ventaja de 3,14 minutos sobre Benavides. Tercero está Barreda a 4,45 minutos del líder.

A pesar de su victoria, el desarrollo de la jornada no fue todo lo feliz que podía esperar Barreda, quien sufrió una caída golpeándose duramente una rodilla. Habrá que ver la evolución del piloto español para saber si podrá continuar en carrera.

Los uruguayos Laurent Lazard y Álvaro Cóppola no habían llegado al final de la etapa, pero continuaban en carrera.

En cuatriciclos, la etapa la ganó Axel Dutrié, escoltado por Marcelo Medeiros a 5,26 minutos. En tercer lugar arribó Ignacio Casale a 8,54 minutos.

El chileno Casale sigue aumentando su ventaja al frente de la clasificación general. En esta etapa se destacó el abandono del argentino Pablo Copetti, que iba tercero en la general.

Los camiones continuaban en competencia, pero sin haber registrado arribos hasta el momento de editar este informe.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)

º