MI OPINIÓN

En Porsche escuchan y entienden

FERNANDO PARRADO

NANDO PARRADO

No pretendo ahondar en el tema de las cajas de cambios manuales, pero es notoria la atención que la industria automotriz viene prestando a sus clientes. Porsche, por ejemplo, es una de las marcas que escucha a sus compradores, y ha puesto a disposición el nuevo serie 992 del modelo 911, ¡que viene con palanca y tres pedales!

Asociada a las versiones Carrera S o Carrera 4S, esta transmisión cuenta con una evolucionada caja manual de siete velocidades. El diferencial trasero es ahora puramente mecánico y no controlado electrónicamente, lo que permite una reducción de 35 kgs en el peso del vehículo. Este Porsche con caja manual, sin dudas que complacerá el corazón de los verdaderos “puristas”.

El acople entre el motor y la caja (de recorridos cortos y perfectos), sólo puede provocar sensaciones sublimes durante la conducción deportiva en un circuito (impensable calcular la performance en ruta o en las calles).

Al igual que un músico que disfruta de su violín o su piano, este tipo de conducción es un arte que requiere técnica, entrenamiento y mucha constancia. Se perfecciona a partir de la dedicación y el esfuerzo que pongamos… Pero ¡nunca en las calles!

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados