MI OPINIÓN

El debido cuidado de un vehículo

NANDO PARRADO

Un automóvil debe cumplir con los requerimientos básicos para su buen funcionamiento, y uno de los parámetros que debemos tener en cuenta son los amortiguadores. Recuerdo que una vez un amigo me dejó conducir su auto, y a los diez metros le pregunté asombrado: “¿Cómo podés para manejar esto? ¡No tiene amortiguadores! ¿Cuánto hace que no los cambias?” Y su respuesta, me dejó atónito: “No sé, creo que nunca los cambié. Tiene 100.000 kilómetros y ya me acostumbré a conducirlo así”. Realmente era una “góndola con cuatro ruedas”; afortunadamente conducía despacio y jamás salía a la ruta.

Ese auto era un accidente buscando suceder en cualquier momento. En una situación de frenar de emergencia, o de lluvia, o de llegar a una curva un poco rápido, era más que predecible que iba a perder el control del vehículo. ¿Acaso se puede ser tan insensible y no medir las consecuencias de no contar con amortiguadores en buen estado?. ¿Y qué tal si hablamos de circular sin dibujo en las gomas o no cambiar los limpiaparabrisas gastados?

Son cosas que aparentan no tener importancia, pero, lamentablemente, los accidentes muchas veces son causados por esas “cosas sin importancia”.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados