CICLISMO

Un problema de Estado

La SND mostró su preocupación por el dopaje en el ciclismo.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Dopaje. Preocupan los siete casos positivos de ciclistas uruguayos. Foto: Darwin Borrelli

Los siete casos de dopaje positivo que sacudieron al ciclismo uruguayo tuvieron una importante repercusión a nivel de las autoridades y desde la Secretaría Nacional del Deporte (SND) mostraron su preocupación.

Luego de que la Organización Nacional Antidopaje del Uruguay (ONAU) hiciera públicos los nombres de los implicados en los controles positivos, la SND junto a la Federación Ciclista Uruguaya (FCU) dieron ayer una conferencia de prensa en la que se explicaron los procedimientos.

El Prof. Fernando Cáceres, director de la SND, contó que "realizamos controles sorpresivos previos a la Vuelta Ciclista del Uruguay durante cuatro días con 27 ciclistas. Las muestras fueron enviadas a laboratorios europeos y el resultado fue siete adversos tres exámenes con valores alterados. Es un número alto".

"Luego de recibir los resultados seguimos con el debido proceso y se les dio las garantías necesarias a todos los ciclistas para los descargos mientras manteníamos contacto con la Agencia Mundial Antidopaje. Pero a su vez se detectó el consumo de diuréticos, algo que nos permite suponer la existencia de sistema de consumo generalizado en el Uruguay porque esas sustancias son para limpieza".

Los ciclistas que dieron positivo y recibieron sanciones de entre tres años y nueve meses hasta cuatro años fueron Víctor Mémoli, Franco Mieres, Agustín Vidal, Néstor Bares, Juan Andrés Ramírez, José Asconeguy y Alexis Cuello.

Cáceres explicó además que "no podemos estigmatizar la imagen de los deportistas, porque son un eslabón de una cadena que incluye varios actores. En el mundo hoy se sabe que no es el deportista solo y ya lo hemos visto con otros casos de dopaje recientemente".

Federico Moreira, presidente de la FCU, "no estamos para ocultar nada y a pesar de no ser técnicos, trasladamos el tema. Es muy desagradable para el ciclismo pero es algo que debemos afrontarlo y no nos temblará el pulso para seguir trabajando por esta línea".

"Después no podemos llorar", agregó el exciclista que hoy está al frente de una federación que atraviesa un histórico problema de dopaje.

Moreira fue claro y por último sentenció "que sepan los involucrados en el ciclismo y quienes están introduciendo estas sustancias que vamos a seguir muy de cerca este tema junto a las autoridades nacionales que nos han recibido de la mejor manera. Si esto no cambia, vamos a tener que llevarle flores al cementerio a nuestros deportistas".

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)