CICLISMO

El Gobierno propone una lucha titánica al dopaje

Con el objetivo de erradicar una “red masiva” instalada en el Uruguay, la SND apuesta a educar y controlar.

Cáceres
Cáceres. Denunció un “sistema delictivo” detrás de los dopajes. Foto: @Uydeporte

El dopaje sacudió al mundo del ciclismo uruguayo en los últimos dos años. Los casos se fueron acumulando y se habla de una “red masiva” que ya está instalada en la sociedad.

Ante esa problemática gigantesca, la Federación Ciclista Uruguaya (FCU) se vio desbordada y ahora, con ayuda de la Secretaría Nacional del Deporte (SND) y la Organización Nacional Antidopaje del Uruguay (ONAU), el Gobierno busca una salida con dos premisas: educar y controlar, pero también buscar a los grandes responsables.

En conferencia de prensa en la Torre Ejecutiva de Presidencia, el profesor Fernando Cáceres (Director de la SND) encabezó un acto en el que se dieron a conocer varias realidades del dopaje en el ciclismo y también los pasos a seguir para combatir el dopaje.

Cáceres explicó que el uso de sustancias prohibidas “es general y lamentablemente está extendido a todas las edades y categorías a nivel nacional, por eso estamos trabajando y mucho en ese tema”.
El Director de la SND valoró el trabajo de la ONAU, que con su grupo de técnicos identificó este gran problema.

El Dr. Daniel Zarrillo, integrante de la ONAU, explicó que “en febrero de 2016 recibimos información sobre sustancias prohibidas y desde enero de ese año a la fecha detectamos 16 controles adversos en 14 competidores uruguayos. Eso nos llevó a cambiar la estrategia y a realizar más controles por fuera de competencia”.

Zarrillo tiró sobre la mesa los números fríos y el problema es grande. En 2016 (período comprendido entre Rutas de América y la Vuelta Ciclista del Uruguay) se implementó ese control fuera de competencia realizándose 28 exámenes, con siete resultados adversos (25%).

En la Vuelta Ciclista del Uruguay 2017 se realizaron 38 controles con seis resultados adversos (15%), pero a la hora de analizar a los competidores uruguayos, se extrajeron 15 muestras de ciclistas celestes con cinco adversos (27%).

Esa alarma se encendió y obligó a las autoridades a poner mano dura en el asunto.

“Desde la federación siempre tratamos de inculcar que todos los actores del ciclismo deben tomar parte en este tema, desde el competidor hasta el entrenador, pasando por el mecánico, el masajista y el directivo. Las puertas de nuestro organismo siempre están abiertas porque apostamos a un ciclismo limpio”, contó Federico Moreira.

Por otra parte, y ante la consulta de qué sucede con un deportista sancionado a nivel local por dopaje, Moreira remarcó que “cada competidor tiene ante la Unión Ciclista Internacional (UCI) un ID que es como la cédula del deportista y ese documento lo debe ir actualizando su propia información, por eso ningún competidor puede obtener una licencia en otro país si está sancionado y si no tiene el aval de la FCU en este caso”. PROBLEMAS. A la hora de explicar lo que se vendrá, Fernando Cáceres dijo que Uruguay tiene varios problemas para combatir el dopaje.

“Hay una serie de inconvenientes, pero lo primero que debemos decir es que hay que educar y por ese camino vamos. También hay que controlar. Pero los problemas radican en que hoy por hoy no podemos estar conectados con el Ministerio del Interior para desenmascarar esta red masiva de dopaje que nos está invadiendo, pero sí tenemos en los horizontes tratar de capacitar a determinado personal policial porque es un delito”, explicó Cáceres.

El Director de la SND agregó que “el enemigo es parte de un sistema delictivo y tenemos que apuntar a que desaparezca porque está dañando al deporte, en este caso al ciclismo, pero perfectamente esta situación se puede dar en otras disciplinas y eso no queremos que suceda.

Federico Moreira remarcó que desde la FCU se agotarán todos los recursos y remarcó que “empieza una nueva etapa. Queremos un ciclismo creíble y limpio en Uruguay”.

LOS PASOS A SEGUIR CONTRA EL DOPAJE EN EL CICLISMO

CONCLUSIONES. El Estudio de la ONAU detectó un aumento sostenido de sustancias prohibidas.

LAS SUSTANCIAS. EPO y hormonas peptídicas son las más utilizadas con la aparición de diuréticos (estrategias dopantes asistidas y asesoradas por profesionales).

PREOCUPACIÓN. En el estudio preocupan la escasa y hasta nula consulta con profesionales del Comité de Educación y extensas declaraciones de suplementos consumidos por ciclistas.

SANCIONES. Los deportistas son pasibles de sanciones que van desde los dos (sustancias específicas) hasta los cuatro años (sustancias no específicas).

Lo que viene. Un programa informativo y educativo con asistencia obligatoria (será requisito indispensable para poder competir oficialmente), entrega de material educativo y diseño de una página web. También habrá un severo control de dopaje con la presentación y actualización obligatoria del paradero del atleta (su ID) y delegado, y controles fuera de competencia.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)