EN EL SAROLDI

River gana hasta sin querer

El darsenero le ganó 2-0 a Liverpool con goles de Lucas Olaza y Leandro Rodríguez y se mantiene como único puntero. El fútbol no aparecía, pero una incursión de Luis Torrecilla por derecha terminó con falta en el área de Lucas Tamareo y la ejecución certera del lateral zurdo para abrir el partido. En el último minuto un contraataque generó el segundo.

Olaza puso el 1-0 con una certera ejecución de penal. Foto: F. Flores

  •  
Daniel Rosadom sep 15 2013 17:06

Victoria y puntaje perfecto para River Plate, que al mediodía del domingo es el único líder que tiene el torneo Apertura. Y, en un mañana de intensa lluvia que tuvo su impacto en el trámite del juego, dejó con el agua al cuello a Liverpool, que luego de debutar con un gran triunfo sobre Defensor Sporting acumula tres derrotas consecutivas.

Los jugadores fueron siempre más lentos que el campo de juego y eso complicó el funcionamiento de ambos. Pese a la lluvia constante el terreno se mantuvo sin charcos y los equipos trataron de jugar por abajo. Sin embargo, cada vez que buscaron profundizar con un pase largo se encontraron con que la pelota rodaba más de lo deseado y así el partido se hizo aburrido, sin chances de gol. Un tiro al arco cada uno, por cierto sin puntería, fue todo lo que regalaron darseneros y negriazules en la primera mitad.

Esos 45 minutos iniciales, no obstante, resultaron importantes por dos hechos: primero la lesión de Sebastián Taborda en River y luego la expulsión por agresión de Raúl Ferro en Liverpool.

River tuvo más velocidad de punta en la segunda mitad, con Caas un lado y Christian Techera por el otro, ante un negriazul que se limitó a defender y a intentar lastimar con remates lejanos. Sin embargo, el partido lo abrieron los laterales.

LuisTorrecilla invadió por la izquierda en velocidad, tomó un buen pase entre líneas y fue derribado en el área por Lucas Tamareo. La falta contra el marcador de punta derecho fue ejecutada con acierto por el lateral izquierdo, Lucas Olaza, quien puso el 1-0.

A partir de entonces Liverpool se adelantó en busca del empate y se expuso al contraataque, el que liquidó el partido ya en tiempo adicional cuando Leandro Rodríguez definió en gran forma el encarar a Guillermo De Amores. Se sacó de encima al arquero y le hizo un pase a la red para el 2-0.

Victoria de River Plate, que sigue perfecto. Aun sin tener la claridad de otros partidos, el equipo que dirige Guillermo Almada hizo pesar la velocidad de sus jugadores y suma 12 puntos de 12. Sólo El Tanque es capaz de seguirle el paso.

Comentarios
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)
user-photo
Si no puedes leer la imagen de validación haz clic aquí
Pulse aquí para volver a la versión mobile.