EL ANÁLISIS

Los retos que tiene Leo Ramos

Peñarol ya tiene técnico. Leonardo Ramos ha sido nombrado como el sucesor de Fernando Curutchet y tiene grandes desafíos por delante, pero también la tranquilidad de saber que solo tiene para ganar.

Ver a la institución aurinegra en el lugar 14 entre 16 una vez finalizado el Uruguayo Especial lastima los ojos. Sin embargo, es una situación propicia para Ramos en este caso (lo habría sido para cualquiera) porque no tiene nada para perder, pues es imposible imaginarse a Peñarol más abajo de lo que terminó.

El principal reto para el nuevo técnico es ensamblar un equipo que durante 2016 pocas veces funcionó como tal y en muy poco tiempo, porque el 21 de enero ya tendrá un clásico (nada de amistoso) y en el semestre que se avecina deberá atender la doble competencia entre Apertura y Copa Libertadores.

Jugadores de mitad de campo hacia adelante tiene. Quizá necesite algún refuerzo, más que nada como revulsivo. El problema está atrás. Nadie debería extrañarse si Ramos pide una renovación total de arquero y línea de cuatro. Fue el talón de Aquiles de Peñarol.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Te puede interesar
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)