Fútbol Internacional

Polémica en el túnel

Hoy se sabrá si Suárez es castigado por lo ocurrido en la Copa; el Barça dice que las palabras no son suyas.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Tensiones. Luis Suárez y Pau López tuvieron su duelo particular en la Copa del Rey. Foto: Reuters

Hoy se conocerá el castigo al que se podría enfrentar Luis Suárez tras los incidentes que se produjeron al finalizar el derbi de la Copa del Rey entre Barcelona y Espanyol. El salteño fue el único señalado por el árbitro en su informe posterior, acusándolo de esperar a los jugadores rivales y decirles, literalmente, "aquí os estoy esperando, venid acá; sos un desecho", y originar una pelea.

La posible sanción dependerá de cómo interprete sus palabras el Juez del Comité de Competición. Hay dos posibilidades, según dos artículos del Código Disciplinario. El 111 beneficiaría a Suárez, ya que establece tan sólo amonestaciones por "actos de desconsideración con directivos, técnicos, espectadores u otros jugadores". Peor para él sería que se le aplicara el 116: "insultar, ofender, amenazar o provocar a otro, siempre que no constituya falta más grave, se sancionará con suspensión de 1 a 3 partidos o por tiempo de un mes". Por otra parte, Suárez no tiene antecedentes en la Liga y eso debería favorecerle.

Pelea.

El origen de las tensiones entre "culés" y "pericos" está en el duelo liguero del pasado fin de semana. Las cuentas quedaron pendientes para la eliminatoria copera, cuya ida se saldó con dos visitantes expulsados (uno por insultar a Suárez), un pisotón descarado del golero Pau López sobre Lionel Messi y un festejo inapropiado del salteño en la cara de dicho arquero cuando el argentino anotó el 2-1. Luis Suárez no aflojó tras el pitazo final y se fue hacia López para recordarle los cinco títulos que ganó.

El uruguayo, junto a Mascherano y Busquets, esperó a los jugadores del Espanyol en el túnel. Allí, según relató Sport, se produjo una pelea que incluyó reparto de insultos y golpes, hasta que, entre miembros de seguridad privada y del cuerpo técnico de ambos equipos, lograron evitar que todo fuese a más. Por suerte para todos los implicados, el acta arbitral sólo reflejó insultos. La mala fortuna fue para Suárez, que fue el único que terminó en el informe y expuesto a sanción.

Su club escribió ayer al Juez para aclararle que la frase que originó la pelea no fue suya, pero tampoco dijo de quién ni desmintió que el salteño estuviera en el túnel. Hoy veremos cómo sigue la historia.

Del pisotón de López a Messi al de Suárez en Valencia.

La del Espanyol fue la segunda polémica en la que se vio envuelto Luis Suárez desde que está en España. La primera sucedió hace algunas semanas en el estadio de Mestalla, donde Valencia y Barcelona también tuvieron un duelo tenso. El uruguayo pisó al zaguero Abdennour, aunque siempre sostuvo que fue sin intención. La hinchada local estalló contra él y el salteño les mandó callar con su mano cuando anotó.

Los sueños "citizens", pesadilla del resto.

Desde que Pep Guardiola confirmara su ida del Bayern en busca del reto de la Premier League, todo el mundo da por hecho que dirigirá al Manchester City, equipo cuya dirección deportiva es la que brilló con el Barça que él comandaba y encabezada por Txiki Begiristain, quien fue además su compañero de equipo cuando debutó. Lo que además tiene el City son unos dueños con una capacidad económica ilimitada y con ansias de llevar a su equipo a la conquista de la Champions, que planean hacer cualquier esfuerzo para Pep. En Inglaterra informaron ayer que ya están juntando billetes para asaltar el mercado y fichar a Messi, Piqué y Pogba. ¿Será posible?

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)